Blog

Usos del hierro en la construcción

No es de extrañar que cada vez sean más importante los usos del hierro en la construcción. El hierro es un material muy empleado en nuestro planeta. Hoy en día el más generalizado es el aluminio. Los empleos del hierro son múltiples y aquí les vamos a enseñar algunos de ellos. El proceso de obtención de hierro es ciertamente complejo. Uno de los motivos que dificultan su creación es que no se encuentra en este planeta en su estado puro, sino que está en la naturaleza unido a otros minerales. Cuando se ha conseguido extraer, es fundamental llevar a cabo un proceso de limpieza y refinación para conseguir un mayor grado de pureza.

Además, el hierro es un material utilizado a lo largo de la evolución de la humanidad, habilitando a la raza humana a hallar sus diversas utilidades para satisfacer sus grandes necesidades.

¿Cómo se usa el hierro en la industria de la construcción?

El hierro es un material empleado para diversas finalidades. Esto es por que el hierro es un elemento metálico moldeable. Por ello se le pueden asignar diversas funciones. Sus características lo hacen uno de los metales más demandados y utilizados en el mercado, a lo largo y ancho del mundo entero.

Es un material que está presente en diversos lugares que se frecuentan en la vida cotidiana. Incluso es posible que en su hogar existan algunas estructuras realizadas con este metal.

El hierro es uno de los materiales con mayor dureza y resistencia, por este motivo es muy importante en la industria. A partir del  hierro puro se obtienen aleaciones como el acero, entre otras.

Además, hay que fundirlo y darle una forma. De esta forma posteriormente se puede trasladar a un almacén que se dedique al almacenamiento. Y es que como ya hemos visto en otros posts, el hierro es un material usado para una gran cantidad de finalidades. Una de las grandes ventajas que aporta este material es que es un elemento metálico moldeable. Es por ello que se le pueden asignar diversas funciones. Sus cualidades le convierten uno de los metales más solicitados y empleados en el mercado, a lo largo y ancho del mundo entero. Es un material que está presente en diversos lugares que se frecuentan en la vida cotidiana. Incluso es posible que en su hogar haya ciertas estructuras fabricadas con hierro.

Proceso de obtención del hierro en la construcción

El hierro, sin embargo, pasa por un proceso de oxidación rápido y no es más duro que el cobre. Es por ello que es difícil hallarlo en su estado puro. Sin embargo, aún así es el más importante de todos los metales. El 90% de todo el metal que se refina en la actualidad es hierro.

Al comienzo empezamos a emplear el hierro con técnicas metalúrgicas como cambio de otro material: el bronce. Se aplicaba este material en la mayor parte de herramientas y armas. Además, su producción a gran escala fue fundamental para que los asentamientos humanos fueran más continuados. Una vez extraído, es necesario alcanzar un mayor grado de pureza a través de un proceso de refinación y limpieza. Y es que como ya sabrás, las armas y herramientas de hierro permitían defender mejor las tierras y cultivarlas y domesticar animales. A la civilización hitita se le atribuye una gran maestría en el uso del hierro. El hierro es empleado para realizar múltiples estructuras. Entre ellas encontramos las rejas para puertas y ventanas, estanterías o soportes para las mismas.

Destinos del hierro en la construcción

Muchos tipos de muebles, escaleras, juegos de comedor como sillas o mesas, o bien para las bases de las mismas, son otras de las muchas elaboraciones con base de hierro.

Del mismo modo, el hierro se utiliza en la fabricación de maquinaria industrial de diversa tipología. Un ejemplo son los montacargas, que deben levantar y bajar diferentes contenidos de gran peso y volumen.

Por otro lado, el hierro es el segundo metal más extendido en nuestro planeta, tras el aluminio. Además, es el material que más se produce. Mucho más que el resto de metales juntos. Gracias a los minerales, fundamental óxidos, es posible fundirlos a hierro a altas temperaturas en altos hornos con coque. El hierro se emplea en más de un 98% para convertirse directamente en acero en el mismo horno en el que se funde, sin llegar a formar hierro sólido. El resto se emplea como hierro fundido y hierro forjado, principalmente. Por otro lado, como seguramente ya sabrás, en la agricultura el hierro es utilizado para que las plantaciones se desarrollen adecuadamente. De esta forma el hierro abunda en grandes extensiones agrícolas con el fin de que puedan proporcionar los nutrientes esenciales al hombre.

 En Tubos París somos expertos en el hierro y sobre todo en sus finalidades aplicadas a la construcción. Es por ello que te animamos a que entres en nuestra web y descubras todo lo que necesitas de este material, cada día más solicitado por los clientes más exigentes.

El hierro de Tubos París

La degradación natural consiste en el nacimiento, crecimiento, reproducción y muerte, tras la que los nutrientes regresan a la tierra y empieza nuevamente el ciclo de vida.  En la industria de la construcción, sin embargo, sucede lo contrario, ya que la producción de materiales implica la generación de basura y, al mismo tiempo, los posteriores procesos de construcción generan desechos. Aquí para marcar la diferencia será necesario planear bien el proyecto, de esta manera será más fácil utilizar productos hechos a medida, reutilizables y sustentables como es el caso del acero.

Por ello, hoy en día es relevante asegurarse de que el siguiente uso del material de construcción sea uno de gran longevidad y valor; solo así dicho material, como el acero, no será un excedente o desperdicio. Tanto los diseñadores como los constructores tienen la responsabilidad de construir edificios acordes a las normas y certificaciones creadas para minimizar el impacto ambiental en el sector de la construcción.

 En Tubos Paris somos expertos en hierro y acero, por eso te recomendamos que visites nuestra web. Estaremos encantados de ayudarte con cualquier consulta que tengas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *